Gran Logia Simbólica Española

Declaración conjunta de la GLSE, SCME y GCGERF sobre la situación catalana

Oriente de Barcelona, 2 de octubre 2017 (e.·.v.·.)

Ante los hechos sucedidos ayer en Cataluña la Gran Logia Simbólica Española, junto al Supremo Consejo Masónico de España y el Gran Capítulo General de España del Rito Francés, se han dirigido a sus miembros y lo hace ahora al público en general, para comunicar la siguiente

 

DECLARACIÓN

 

Ayer vimos unos centenares de personas contusionadas, algunas ensangrentadas, alrededor de la celebración de un acto político (el llamado “referéndum de autodeterminación”) que ha tenido lugar en Cataluña. Como francmasones, nuestra función no es la de juzgar ni un proceso inspirado por unos ni una reacción liderada por otros. Aunque, ciertamente, nuestra tradición nos impulsa a superar las barreras que los seres humanos crean entre ellos al reafirmarse los Hunos contra los Hotros y los Hotros contra los Hunos, por usar una expresión suficientemente conocida de Miguel de Unamuno. Para resolver los conflictos están la Política y el Diálogo. Los Francmasones auspiciamos que la Política y el Diálogo den frutos y que contribuyan a hacer posible ese ideal de fraternidad que llamamos “convivencia”. Las formas a través de las cuales se alcance un “vivir juntos” basado en los valores de libertad, igualdad y fraternidad son contingentes y deben nacer de una conciencia social formada y de unos líderes con un grado de servicio a los demás y de inteligencia adecuados a su responsabilidad. Por eso, la gran apuesta de la Francmasonería es la educación.

 

Pero ayer vimos, en efecto, personas  golpeadas ante una violencia de Estado que no venía a resolver problema alguno, que no se enfrentaba a un peligro inminente ni protegía los bienes o la vida de nadie. Estamos convencidos de que los resultados de una jornada como la del uno de octubre de 2017 hubieran sido los mismos sin el exceso de violencia que las cámaras de televisión han llevado a medio mundo y que ha motivado la repulsa de casi todas las fuerzas políticas del Parlamento Europeo. Este exceso de violencia (que si hemos de ser sinceros no ha sido peor que en otros casos de represión policial, incluida la dirigida por el Gobierno catalán contra los activistas del 15 M) ha marcó ayer, indeleblemente, la jornada con el signo del dolor. Como Francmasones nos situamos al lado de quienes ayer, desarmados e inermes, han sufrieron violencia física y violencia moral y condenamos que el Gobierno de España buscara antes la humillación del adversario que el retorno a la legalidad constitucional o la recuperación de la confianza.

 

No podemos ni debemos avalar el dolor. Lo condenamos. Sin equidistancia alguna. No queremos ni debemos inmiscuirnos en el debate político, sobre todo, porque las partes en conflicto se hallan tan enconadas que utilizan cualquier cosa en su favor y contra el otro. Pero sí que  queremos y debemos, sin embargo, como ya hemos hecho, manifestar a nuestras Hermanas y a nuestros Hermanos, desde el respeto más absoluto a su libertad de conciencia y a sus opciones políticas, sin equidistancia alguna, tampoco, que nuestro humanismo es incompatible con la barbarie y que nos llama a ponernos al servicio del diálogo. Y ahora compartimos, también, estas reflexiones nacidas de nuestro combate humanista con nuestros conciudadanos. Nuestra receta: más política, más pluralismo, más diálogo, más democracia, mejores instituciones.

 

Nieves Bayo, Gran Maestre

Ramón Salas, Gran Comendador

Ana Mª Garcia,  Gran Venerable

  • Usuarios

  • Eventos

      Otros eventos

    • Siguenos

    • Contacto

      Ponte en contacto con nosotros haciendo click en este enlace.

      Fomulario de contacto

    • Copyright © 2013 Gran Logia Simbólica Española. Todos los derechos reservados. Sitio web creado por Embat